martes, 30 de julio de 2013

Low Cost Festival. Ciudad Deportiva Guillermo Amor, Benidorm. 26-28/07/2013. 1ª Parte(26/7/2013)

Y llegó el día, un día señalado en rojo en mi calendario, por fin iba a ir a un festival grande, de esos que nadie quería perdérselo por nada del mundo. Contaba los días, las horas y los minutos para coger ese tranvía que me llevaría al festival más importante de la provincia. Llegaba a las 18:15 a Beniyork(apodo que se lo ha ganado a pulso, por aquello de que los grandes hoteles son los rascacielos que tapan casi las vistas al Mediterráneo), y me puse a buscar los accesos para cambiar la entrada por la pulsera y meterme dentro.

Una vez allí dentro, me puse a explorar el ambiente, y en el escenario Energy Sistem estaban los Emmerson abriendo el festival, lo dieron todo ante las decenas de personas que estaban allí presentes, tienen mucho futuro, lo intuyo. Casi al final, me fui a un stand donde regalaban camisetas si los personalizabas, que si unas tijeras por allí, que si unos rotuladores por allá...el caso es que no le pasé la tijera y me puse a poner en ella la dirección de este blog adelante y una frase en la espalda, que decía "On Tour Low Cost Benidorm 2013", con el Low Cost en forma de sello, y abajo mi dirección de twitter.

Luego me dirigí a la zona de los mercadillos y de las ONGs, y entre regalos por parte de estos últimos se nos pasó el concierto de Dase Of A Dawn, me habría gustado verles, pues me comentaron que eran buenísimos, una lástima(un inciso: no he podido ver todos los conciertos del festival, estaría muerto de cansancio de hacer las caminatas entre escenarios, jejeje). Me fui al escenario Budweiser, donde estaba la banda ganadora del concurso de nuevas bandas "Budweiser Emerge", I Didn't See The Car. No me defraudaron y, como el caso de Emmerson, tienen mucho futuro por delante.

A las 9 y media o 10 de la noche, tuve que hacer una parada para comer algo, habría que reponer fuerzas, pues la noche se presentaba larga, algo que se repetiría las noches restantes. mientras escuchaba a Delorentos, pop exquisito y muy bueno, pero tenía que volver al escenario Budweiser, pues me esperaba el primer gran concierto de la noche.

Delorentos

Eran las 10 y cuarto, cuando salía a dicho escenario Los Enemigos, que volvían tras casi 10 años separados y tras muchos conciertos en salas y festivales en el último año y medio. He de reconocer que tenía muchas ganas de verles en directo y me dejaron una gran sensación con su extenso repertorio. Más de hora y media de rock de finales de los 80, que hicieron felices a todos, especialmente a sus fans.




Tras Los Enemigos, tuve que hacer un pequeño descansillo mientras escuchaba de lejos a Verónica Falls, no puedo valorar qué tal fue, pues como señalé arriba, no he podido ir a todos los conciertos. Antes de la medianoche, me puse lo más cerca que pude para ver a los Two Door Cinema Club, estuvieron en su línea y pusieron a bailar al personal que estaba allí, repasando las canciones de su último disco "Beacon", y también algunas de su primer CD "Tourist History", acabando con un What You Know, que hizo delirar a todos, incluido yo.



TDCC. Cortesía: @informacion_es

Otro tiempo de descanso para reponer fuerzas, ya que me esperaba otro de los conciertazos de la noche. Antes de las 2 de la madrugada, se subía Lori Meyers al escenario Budweiser, lo disfruté como un niño cantando sus canciones tanto sus clásicos como "Luces de Neón" o "A-ha han vuelto", como los de su nuevo disco como "Emborracharme" o "Impronta", sencillamente geniales.


Lori Meyers. Cortesía @informacion_es

Tras los granadinos, me acerqué un poco al escenario Energy Sistem para ver a Delorean, No estuvieron mal para el ratillo que estuve pasando por allí, pues tenía que volver al Budweiser, pues me esperaban los !!!(Chk Chk Chk), una fiesta total para cerrar el primer día del festival.

!!!(Chk Chk Chk) Cortesía @informacion_es

Tras el concierto me acerqué a una zona en donde habían sesiones todo el día, era el Jagermeister Club Shots donde todos los días muchos dj's hacían sus sesiones y, o bien bailabas o bien te sentabas en unos puffs si no querías ensuciarte la ropa.

Y cuando ya eran casi las 7 de la mañana, con la sesión de Les Castizos, con un recuerdo a las víctimas del accidente del tren en Santiago de Compostela, acababa el primer día del Low Cost, y con una primera sensación de felicidad pillaba el tranvía de vuelta a Alacant, contando los minutoso para volver a vivir la experiencia por segunda vez.

Continuará...


No hay comentarios:

Publicar un comentario